¿Cambiar YouTube?

La plataforma de video de Google goza de buena salud tras siete años. Fue en 2005 cuando YouTube irrumpía en internet. Pronto se convirtió en uno los mayores acontecimientos de la reciente historia de la red. La plataforma para subir, alojar y compartir videos fue un boom en toda regla. La libertad para alojar casi todo tipo de contenidos fue recibida por los usuarios como una de las muestras de las enormes posibilidades que tenían las nuevas tecnologías asociadas a internet.

Pronto comenzaron a aparecer un buen número de contenidos audiovisuales sujetos a los derechos de autor. La única restricción era la duración del video, que un principio, no podía superar los 10 minutos. En 2006 el gigante Google ponía sus ojos sobre la perla de la red y se hacía con su control a cambio de una multimillonaria cifra para sus afortunados creadores.

Con el tiempo, YouTube ha ido modificando algunos de sus parámetros, introduciendo publicidad y permitiendo la subida de contenidos de larga duración. La inclusión de publicidad era un hecho que se veía venir, dadas las enormes posibilidades comerciales de una plataforma utilizada en todo el planeta por millones de usuarios. Sin embargo, algunas críticas han puesto en duda el funcionamiento del servicio de Google.

Un estudiante alemán de informática ha conseguido juntar un millón de firmas para que YouTube cambie una de sus reglas. Y es que la plataforma no permite descargar los videos. A pesar de que existen herramientas para ello, Google se ocupa de denunciar aquellos sistemas que permitan la descarga de los contenidos de su plataforma.

El estudiante que lidera la protesta afirma no entender porqué no puede compartir un video creado por él mismo con aquellas personas que desee. Google se defiende alegando que esto permitiría la descarga de material con derechos de autor. Otras plataformas de videos, caso de Vimeo, sí que permiten esta descarga.

Parece complicado que Google vaya cambiar de política. YouTube es uno de sus negocios más rentables y ni un millón de firmas pueden cambiar los planes del gigante de internet.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *